Oro de 18 kilates

oro de 18 kilates

El oro es el metal clásico por excelencia. Es menos costoso que el platino, pero aún así muy valioso. El oro de 18 kilates es ideal para la montura de nuestro anillo de pedida o compromiso.

Cosas que debes saber sobre el oro de 18 kilates:

  • Compuesto por un 75% de oro 25% de otras aleaciones puras
  • El diamante del centro cuenta con una montura en puntas de platino
    • Es un metal más suave y maleable
    • Es fácil de pulir y reparar
    • Es resistente al óxido y a las manchas
    • El oro amarillo de 18 kilates tiene una gran intensidad de color
    • Posee un legado característico


Si quieres ver diferentes anillos de oro haz click aquí

Platino

platino anillos de pedida

El platino es el metal precioso más costoso de los que se usan para fabricar la montura de los anillos de pedida o compromiso. Es más denso, más duradero y más fuerte que el oro. Mantiene su brillo de forma indefinida y es el más caro de los metales preciosos utilizados en joyería.Es una apuesta segura.

Cosas que debes saber sobre el platino:

  • Es resistente, fuerte y dura toda la vida
  • Es compuesto por un 95% de platino y 5% de otras aleaciones puras
  • El diamante del centro cuenta con una montura en puntas de platino
    • Es el metal precioso más fuerte
    • Es resistente a los daños
    • No se desgasta
    • Cuenta con un acabado satinado
    • El platino es hipoalergénico
    • El nivel más alto de claridad

Si quieres ver diferentes tipos de anillos haz click aquí

Paladio

paladio

Uno de los metales más utilizados para fabricar la montura del anillo de pedida o compromiso es un mineral que se parece quimicamente al platino: el paladio. Es más duradero y resistente a los arañazos que el oro, pero menos que el platino. El paladio es hipoalergénico, su color es más claro que el oro blanco y el platino. Es una alternativa más económico para aquellos que les gusta la joyería blanca.

Cosas que debes saber sobre el paladio:

  • Está compuesto por un 95% de paladio y un 5% de otras aleaciones puras
  • Es menos costoso que el platino, pero aún así muy valioso
  • El diamante del centro cuenta con una montura en puntas de platino
    • Es conocido por su resistencia, pero más liviano que el platino
    • Posee una blancura natural y permanente
    • Es fácil de pulir y reparar
    • Es resistente a la corrosión, el óxido y las manchas
    • El paladio es hipoalergénico
    • Es resistente a las rayas


Si quieres ver diferentes tipos de anillos de paladio haz click aquí

Oro de 14 kilates

oro de 14 kilates

La opción más popular y tradicional para los anillos de compromiso y de boda. Cuanto más alto es el número de quilates, más alta será la proporción de oro, y lo puedes conseguir en varios tonos de color. El oro es más barato que el platino, porque su brillo se desgasta con el tiempo y puede requerir que lo pulas con frecuencia para mantenerlo.

Cosas que debes saber sobre el oro de 14 kilates:

  • Es un metal resistente, popular en la joyería fina
  • Está compuesto de un 58,3% de oro y un 41,7% de otras aleaciones puras
  • Es menos costoso que el oro de 18 kilates pero aún así muy valioso
  • El diamante del centro cuenta con una montura en puntas de oro blanco de 14 kilates
    • Es conocido por su resistencia
    • Se desgasta menos por su dureza
    • Es fácil de pulir y reparar
    • Es resistente al óxido y a las manchas
    • Su color es menos intenso que el del oro amarillo de 18 kilates


Si quieres ver diferentes tipos de anillos de oro haz click aquí

Anillo de pedida, ¿qué es?

anillo de pedida

Un anillo de pedida o de compromiso es aquel que es ofrecido o regalado por el hombre a su novia al proponerle matrimonio.  No es lo mismo que el anillo de boda y nada tiene que ver con las arras que se utilizan en la boda. Que la novia lo acepte representa la aceptación formal del compromiso. El anillo de pedida simboliza, en su entrega y aceptación, una anticipación del matrimonio. Se trata de una costumbre occidental con diferentes variantes según cada país. Se lleva en el dedo anular (el cuarto dedo, entre el corazón y el meñique). En España se suele llevar en la mano derecha.